Consejos navideños para perros: Evita los peligros de estas fiestas

consejos-navidenos-perros

 

Queremos y cuidamos de nuestra mascota todo el año.

Aunque en las fiestas que se acercan es preciso estar especialmente atentos a sus necesidades para garantizar su salud.

Los perros en Navidad pueden enfrentarse a un mayor número de peligros que el resto del año.

Te explicamos cuáles son para que los evites y puedas prevenirlos.

 

Riesgos relacionados con la decoración navideña

Las visitas al veterinario causadas por la ingesta de pedazos de adornos son muy habituales durante estas fechas. Para que no suceda, lo mejor es dejar las bolas, el espumillón y demás fuera del alcance de nuestra mascota.

Por otra parte, ten especial cuidado con los cables de las luces navideñas, ya que pueden llamar lo suficiente la atención de tu peludo amigo como para morderlas o jugar con ellas. Esta situación puede derivar en descargas eléctricas y quemaduras.

 

Cuidado con la flor de Pascua y el árbol de Navidad

Uno de los peligros para los gatos en Navidad son los árboles y las flores que se ponen en el salón en esta época del año. Y ocurre exactamente lo mismo con los perros, con el extra de que las flores de Pascua pueden causarles intoxicación y vómitos.

También ten muchísimo cuidado con la caída accidental de hojas del árbol, pues son muy afiladas y, en caso de ingesta, pueden generar una perforación intestinal. En caso de que sea natural, ten muy presente que tu mascota no debe beber del agua de la maceta, pues puede ser tóxica a causa de la gran cantidad de productos de los abonos.

 

 

Regalos con piezas pequeñas mejor lejos del perro

Si tu mascota ve juguetes nuevos (o incluso dispositivos electrónicos) pueden llamar mucho su atención. Y por ello va a querer cogerlos con la boca. Este comportamiento puede generar ingestas accidentales de piezas pequeñas que deriven una obstrucción intestinal. Por eso, lo mejor es evitar dejar este tipo de objetos.

 

Cambios de temperatura e intoxicaciones alimentarias

Poner la calefacción demasiado alta dentro de casa para luego salir de paseo al frío de la calle puede crear cambios de temperatura demasiado bruscos para el organismo. Aunque sabemos que diciembre es un mes frío, intenta que el interior del hogar no esté a más de 22ºC.

Así pues, también debes tener en cuenta la dieta de tu mascota durante estas fiestas. Por desconocimiento de los alimentos que sientan mal a los perros, en Navidad muchos dueños suelen cometer el error de darles de comer trocitos de chocolate o huesos de cordero. Ambos alimentos no son bien tolerados por el sistema digestivo.

 

Los temidos petardos: Horror total para las mascotas

Si muchos seres humanos temen los petardos o los rechazan por resultar molestos, ¡imagínate un perro! Al tener el sentido del oído tan desarrollado, pueden escuchar perfectamente aquellos que tiran a 500 metros de distancia. Y, si los oyen muy cerca, puede generarles miedo, ansiedad y temblores. En consecuencia, lo mejor es evitar lugares en los que sepas que van a tirar muchos petardos, especialmente en los días cercanos a Nochevieja.

 

Pero si no puedes prever estos problemas típicos de los perros en Navidad, lo mejor es que acudas al veterinario. En el Grupo Veterinario La Fortuna estaremos encantados de atenderte. Comparte este artículo en redes para que otros propietarios tengan en cuenta estos consejos y tanto ellos como sus mascotas pasen unas fiestas sin sobresaltos.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email
2018-12-20T14:23:40+02:00