Consejos para proteger a tu mascota del calor

golpe de calor mascotas

Las elevadas temperaturas veraniegas también son sufridas por nuestras mascotas. Nuestros animales domésticos, perros y gatos, no sudan de la misma forma que nosotros, entre otras cosas porque no tienen glándulas sudoríparas a lo largo de su cuerpo. Únicamente tienen las almohadillas pero es insuficiente para extraer el calor.

Los perros tienen el jadeo para reducir su calor. Por el contrario, los gatos intentan regular su temperatura lamiendo su pelo. En todos los casos estos métodos no sirven para una correcta sudoración y aquellos animales que tienen una mayor dificultad para respirar son vulnerables a golpes de calor. No todas nuestras mascotas sufren el calor de la misma forma. Los cachorros, animales con problemas cardíacos y los de más peso son más propensos a sufrir el golpe de calor.

El color del perro también incide en el riesgo ante un golpe de calor. Los de color más oscuro absorben más los rayos del sol y son más resistentes. Por el contrario, los animales de colores claros, con capas blancas o con poca pigmentación son más vulnerables a las quemaduras solares.

Algunos consejos ante el golpe de calor

  • Lo primero es bajar lo antes posible la temperatura corporal del animal. Lo colocaremos en un lugar fresco, con agua abundante e iremos refrescando su cabeza y abdomen con agua fresca.
  • Es efectivo colocar paños húmedos en su hocico, bajos sus patas, en las ingles y en todas las zonas donde no tenga pelo.
  • También ayuda mucho llenar un recipiente con agua e introducir las patas del animal en él.
  • Si hay un ventilador cerca, su uso conseguirá que la humedad llegue antes al animal y evacue el calor más deprisa.
  • Tras los pasos anteriores, llevaremos nuestra mascota al veterinario de inmediato.

 

Consejos para evitar el golpe de calor

  • Los paseos tienen que ser controlados en esta época veraniega. No es conveniente salir a pasear en las zonas del día de más calor. Aunque nuestro amigo esté acostumbrado a realizar una salida hacia el mediodía, no es nada beneficioso hacerlo. Los expertos aconsejan no salir entre las 11 del mediodía y las 4 de la tarde. Si es inevitable salir, lo haremos siempre por zona sombreada y en el menor tiempo posible.

 

  • La época ideal para la peluquería canina. El manto de pelo protege a nuestras mascotas de las duras inclemencias climatológicas. Lo hace del frío, pero también del calor, actuando como una especie de protector solar. Por esta razón, no es recomendable, por extraño que parezca, rapar demasiado al animal doméstico en época veraniega.

 

  • Dejar demasiado tiempo a nuestra mascota en el coche nunca es aconsejable, y menos aún si es un día de mucho calor. Una vez más hay que recordar que es una causa de mortalidad importante en nuestro país el abandono de un animal dentro de un coche.

 

  • Siempre agua fresca. Aunque no haga demasiado calor, nuestro animal doméstico debe tener siempre agua fresca a su alcance. Podrá sobrevivir mucho mejor sin comida o con lo mínimo, que a falta de agua, debido al riesgo de deshidratación. Además debemos cambiar el agua cada cierto tiempo, con objeto de que se mantenga limpia y fresca en todo momento.

 

  • A la hora de realizar un viaje con nuestro amigo, el vehículo debe contar con la ventilación adecuada. Es muy importante también realizar diversas paradas para que nuestra mascota estire las patas, se oxigene y se airee. También es muy útil llevar toallas húmedas y agua suficiente, por si nuestro perro o gato está acalorado en exceso. En esos casos, refrescaremos su cabeza y el cuello.

 

  • Estos días de calor no son los más indicados para que nuestra mascota realice ejercicio.

 

En lo que respecta a su comida, el horario ideal para su toma de alimento es por la mañana y por la noche. En estas horas la digestión es más sencilla de realizarse.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone
2017-02-06T12:54:35+00:00
Paste your AdWords Remarketing code here