¿Te has preguntado por qué los insectos se vuelven locos con esa bombilla en los días de verano? Te contamos por qué los mosquitos van a la luz.

En la película de Pixar Bichos, existe una escena en la que un mosquito grita a otro llamado Harry para que no se acerque la bobilla de una lámpara. Sin embargo, Harry afirma que “no puede evitarlo, que la luz es tan bonita…”  Y ya muchos conocemos el final de Harry. Pero más allá de esta escena, podemos comprobarlo en los días de verano: lámparas y bombillas que atraen a numerosas polillas o insectos pero, ¿por qué los mosquitos van a la luz?

¿Por qué los insectos van a la luz?

Los insectos, y especialmente los mosquitos, se sienten atraídos por la luz, pero no por todos los tipos de luz. Por ejemplo, tienen atracción por las luces infrarroja y ultravioleta, ya que son perfectas herramientas de orientación en su navegación durante el proceso de apareamiento. Este tipo de luces emite una gama del espectro lumínico que resulta imperceptible para el ser humano. 

Si vamos un paso más allá, diversos estudios han confirmado que las antiguas bombillas incandescentes tradicionales son las que más atraen con su luz a los insectos. En segundo lugar encontramos las lámparas fluorescentes compactas, las de bajo consumo. En tercer lugar,  los focos halógenos también causan una gran atracción. 

Sin embargo, las bombillas que resultan menos atrayentes son las bombillas con tecnología LED, cuyo nivel de atracción es incluso inferior al de las lámparas anti-insectos. La elección de bombillas LED de luz cálida es la más acertada para evitar que los mosquitos vayan a la luz, ya que las que emiten luz azul son más atrayentes.

Si tu mascota sufre de picotazos de mosquito y buscas una solución o tratamiento para que disfrute del verano, en La Fortuna te asesoramos en todo momento.