¿Por qué mi perro tiembla? Descubre todas las razones

 

 

Al igual que nos ocurre con otro ser humano, cuando vemos temblores en perros nos da miedo de que le pueda estar sucediendo algo grave. Como verás a continuación, no siempre se trata de ese caso. Te explicamos las razones más habituales por las que tu mascota puede tener este comportamiento.

Antes de entrar en materia al 100%, vamos a hablar de la causa más habitual y menos preocupante. Si parece que tu pequeño tiene frío… ¡quizá es que lo tenga! Analiza la temperatura ambiente de la zona de la casa donde se suele tumbar o la exterior, en caso de que tirite durante los paseos. Si es así, solo tienes que llevarlo a una parte más cálida dentro de tu hogar y comprarle un jersey canino para los paseos.

 

¿Por qué tiemblan los perros? Causas veterinarias

  • Fiebre o dolor: si no hace frío tómale la temperatura a tu mascota por si tuviera fiebre. También puede deberse a un dolor intenso tras una caída o golpe accidental.
  • Patologías caninas: muchas enfermedades, como el moquillo o el coronavirus, pueden generar este tipo de situaciones. También se puede dar en casos leves de hipoglucemia (si sospechas que sea este el caso, prueba a darle algo de comer rápidamente). Algunos problemas neurológicos como la epilepsia o el síndrome de Shaker también pueden generar este estado. Por otra parte, algunas patologías musculares pueden afectar sobre todo a las patas traseras sin razón aparente.
  • Vejez canina: al igual que ocurre cuando los seres humanos llegamos a determinada edad, en la vejez los canes pueden tener artritis, problemas musculares y neuronales. Todo ello puede derivar en que un animal anciano tirite más de lo normal.

 

 

Mi perro tiembla de alegría o miedo: causas emocionales

De la misma manera que le pasa a una persona cuando tiene pánico a algo de forma descontrolada, a tu mascota puede pasarle exactamente lo mismo. Si ves que le suele suceder cuando se encuentra a otro animal, cuando se acerca una bicicleta o cuando entra un extraño en casa, seguramente se deberá al miedo. Intenta controlar esa actitud dándole a entender que no hay nada que temer.

La ansiedad también puede ser otro factor que afecte a tu peludo amigo. Por ejemplo, un perro tiembla cuando ve que el dueño va a salir por la puerta y los va a dejar solo. También si tu pequeño sale menos a la calle o hace menos ejercicio del que necesita.

Pero si notas que la causa es una alegría desbordante, no hay ninguna razón para alarmarse. No obstante, intenta no fomentar ese comportamiento si, por ejemplo, notas que tirita para que le acaricies o le hagas caso. No le regañes, simplemente no le prestes más atención de la debida cuando lo haga.

 

Cómo actuar ante los temblores en perros

En caso de que se trate de formas de expresar los sentimientos, recuerda que debes intentar que se tranquilice y que no externalice la felicidad de esa forma. Si el problema es el frío, solo tienes que llevarlo a un lugar más cálido y ponerle en la cama más mantitas.

 

Pero, como es evidente, en caso de alguna patología física o neuronal, lo mejor es acudir a una clínica como las que ponemos a tu disposición en el Grupo Veterinario La Fortuna. Lo mismo ocurre en caso de que no sepas muy bien la causa de esta situación. Acude a nuestros centros y analizaremos las razones por las que tu perro tiembla tanto.

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Google+
Google+
Email this to someone
email
2018-11-15T10:10:16+00:00